REPARAMOS SU REFRIGERADOR EL MISMO DIA Y EN SU PROPIO DOMICILIO.

Llama: 3853.7037, 3853.6222, WA: 331 986 5772

  • Home
  • Preguntas
  • Que hago si mi refrigerador si prende pero no enfria

Que hago si mi refrigerador si prende pero no enfria

La situación “mi refrigerador si prende pero no enfria” es de las más frustrantes; ya que nos llena de incertidumbre de la integridad de nuestro electrodoméstico; además de que pone en riesgo nuestros alimentos.

Para el servicio tecnico en refrigeracion recibir una llamada en donde la persona se queje de mi refrigerador si prende pero no enfria; representa dos grandes tendencias; la primera y más común para la reparacion de refrigeradores es el error de usuario; pequeñas acciones que realizan o no las personas que pueden dañar el funcionamiento de su electrodoméstico. La segunda tendencia es problemas mecánicos con el condensador.   

En ésta guía corta de servicio tecnico en refrigeracion te vamos  a explicar los pasos más sencillos que puede realizar la persona para tratar de solucionar su problema de mi refrigerador si prende pero no enfria. Cabe resaltar que esta guía no supone un sustituto para una correcta atención técnica; si nota que su refrigerador tiene problemas de naturaleza mecánica o eléctrica  contacte con un especialista en reparación. 

El primer paso cuando el refrigerador no está enfriando como debe es revisar la temperatura interna del electrodoméstico; los refrigeradores vienen equipados con un termómetro interno que regula la temperatura; es posible que al sacar o meter algo hayamos movido la temperatura; asegúrese que la parte del refrigerador se encuentre entre los 3 y 4 grados centígrados para un correcto funcionamiento; de igual manera debe revisar que la temperatura del congelador se encuentre entre los -15 a -18 grados centígrados. 

La siguiente prueba consiste en revisar la integridad del sello de la puerta; este debe de ser perfecto. Ya que en caso de que el sello se encuentre dañado el refrigerador funciona pero el aire frío se escapa; lo primero es hacer una revisión visual; asegúrese de que el  sello no tiene grietas, cortes o se encuentra vencido en alguna parte; después procedemos a realizar una prueba física; utilizando un billete o una hoja de papel insertela entre el sello y la puerta; con la puerta cerrada trate de extraer el papel; este debe de ofrecer resistencia a salir en caso de que salga con facilidad es necesario reemplazar el sello; repita esta prueba todo alrededor del marco de la puerta. 

Trackback from your site.

Leave a comment

Llámanos: (333) 853 7037
Escríbenos: 331 986 5772